Home

Desde nuestro colectivo juvenil, Alternativa XXI, mostramos todo nuestro apoyo a los compañeros de AMEC, Asamblea del Movimiento Estudiantil Canario,  sancionados por emitir un comunicado de prensa, el cual criticaba la tardanza, por parte de la Universidad de La Laguna, en la tramitación de unas becas de los alumnos de Psicología. Así, dicho expediente sancionador, sobre los 23 miembros del AMEC, grupo claustral mayoritario en la ULL, tiene como fin, entre muchas cuestiones, la expulsión por cumplir con las labores que le han encomendado el alumnado de la Universidad, en el marco de las competencias que tienen en su condición de representantes estudiantiles.

De esta manera, parece ser que, a ojos del Rector de la ULL, Eduardo Doménech, merecen ser expedientados, únicamente, por defender los derechos de otros estudiantes, ejercer su derecho a la libertad de expresión y por pertenecer a un sindicato estudiantil. La sanción que se les imputa, por parte del Rector de la Universidad de La Laguna, es una falta de probidad, es decir, vulneración a la honorabilidad, honestidad y moralidad, tal y como estipula, una norma que entró en vigor en el año 1954, en época del franquismo más salvaje y que, por lo que nos hace ver, aún, a pesar del espíritu de la transición que propugna nuestra Constitución Española, sigue presente en los pasillos del Rectorado.

Por todo ello, desde Alternativa XXI, solicitamos:

La derogación del Reglamento de Disciplina Académica del 8 de septiembre de 1954, todavía en vigor pues, a nuestra forma de entender, el mantenimiento de esta norma, no solo pre- sino anti-democrática, deja abierta la posibilidad de que los estudiantes universitarios puedan ser sancionados con reglas manifiestamente injustas, que los dejan en la más absoluta indefensión.

Retirada de todos los expedientes sancionadores y de cualquier medida lesiva, a los 23 miembros del grupo claustral de AMEC, por el ejercicio de sus funciones. No se les puede arruinar la vida a estos jóvenes, expulsándolos de la Universidad de La Laguna, únicamente, por defender los intereses del alumnado, por unos hechos relacionados con el ejercicio de las prerrogativas legales y constitucionales que les asisten como representantes del estudiando. Desde Alternativa XXI, nos oponemos enérgicamente a las medidas impuestas el Rector de la ULL y pedimos su rápida dimisión.

A modo de conclusión, entendemos que, el Rector de la ULL, así como su equipo, deberían abandonar su actitud de “intransigencia y obcecación” contra AMEC.  No es de recibo que, amparándose en un instrumento punitivo que la dictadura franquista utilizó para reprimir las ansias de libertad del estudiantado, no se garantice de una manera real, en pleno s.XXI, derechos democráticos básicos, la defensa de las libertades y el libre ejercicio de la actividad sindical y de representación del estudiantado.

Firma “on line” en apoyo a los miembros de AMEC:
http://www.alternativaxxi.org/apoyo-incondicional-a-los-miembros-de-amec.html

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s